El hermoso viaje que comenzamos juntos en el grado transición llegó a su fin. Esperamos que las enseñanzas compartidas enriquezcan su camino y los motiven a ser mejores personas cada día.

Recuerden que las puertas de esta casa, en la que dieron sus primeros pasos sin mamá y papá, siempre estarán abiertas para ustedes.